Walkingmad.tours

Hoy os queremos hablar de uno de los monumentos más emblemáticos de la Puerta del Sol: La estatua de la Mariblanca, un testimonio del paso del tiempo y de la historia de la plaza más representativa de Madrid.

La Mariblanca es Venus, la diosa romana relacionada con el amor y la fertilidad. Así lo dice la letra de la incisión del propio pedestal: Estatua de Venus llamada la Mariblanca, réplica y recuerdo de la que presidió esta puerta del sol antes de su transformación a mediados del siglo XIX.

Es una escultura de piedra caliza blanca que representa a una mujer con un niño a su lado (Cupido). La escultura es del italiano Ludovico Turqui, quien la trajo de Florencia en 1625 como decoración de la fuente que iba a embellecer la plaza.

Su posición original era en frente de la hoy desaparecida Iglesia del Buen Suceso, en la confluencia de la calle Alcalá y la Carrera de San Jerónimo.

Se puede admirar el diseño de la fuente en las placas de la propia Puerta del Sol que coronan los rincones de la plaza.

La escultura de Sol no es la original. Ésta se encuentra conservada en la Casa de la Villa, después de haber tenido unos cuantos traslados y muchos accidentes.

La bella estatua de la Mariblanca es precisamente el punto de reunión de los guías de Walkingmad para encontrar a los turistas. ¿Te gustaría que te acompañáramos a recorrer Madrid? ¡Escoge alguno de nuestros tours especializados y vive la experiencia Walkingmad!